Huelga de hambre: el arma de los domingos

9 de noviembre de 2018

Mira por dónde vinieron a brincar las contradicciones de MORENA ¡En cultura! Por algo será. Lo único que hace falta es que el alcalde responda con un ¿Y yo por qué?

Es de entenderse el enojo de los militantes, de la misma forma que también hay razones para justificar el proceder de Estrada Ferreiro y, siendo franco, yo en esto veo a MORENA Sinaloa metida en una situación de perder-perder.

El discurso de López Obrador ha tenido sus bandazos, sin duda, imposible no sea así después de más de dos sexenios en campaña, el problema -otra vez- es que la elección ya se ganó pero se siguieron de frente y como suele suceder, al no tener enfrente a un enemigo se están tundiendo entre ellos porque en MORENA todos tienen la razón… siempre, porque todos son fieles interpretes de la Palabra.

En un primer momento, se le ofreció al electorado la promesa de que al gobierno llegarían los mejores al margen de sus filiaciones, porque ya estaba bueno de acceder a los cargos públicos por la vía de los merecimientos partidistas “eso es corrupción”, así lo dijo Él, aunque mucho después -ya cercano el triunfo- matizó que no haría falta recurrir a nadie “contaminado”, porque en MORENA contaban con gente muy preparada, sin aclarar cómo se abordarían esas excepciones que siempre hay y que no es raro se conviertan en regla; para acabar pronto: respuestas a modo para todos los bandos, poco claras, donde cada quien siente que le dieron la razón y, por ende, todos tienen buenas razones para sentirlo así.

La disyuntiva sigue siendo la misma, nada más con diferentes palabras y otros actores: ¿qué es más importante a la hora de servir al pueblo bueno, las capacidades o la militancia? Si se opta por lo primero se afecta al movimiento, mientras con lo segundo se afecta a los votantes.

¿Entonces?

El problema aquí es el elefante en la sala, ese que ningún morenista quiere ver y del que no quiere ni oír hablar: la violación al primer dogma de la nueva fe, la infalibilidad pejista. Estrada Ferreiro es alcalde de Culiacán por intervención y decisión directa y personal del peje, baste recordar lo ocurrido con Jaime Palacios, durante un episodio que ya desde entonces alejó de MORENA a una porción de la izquierda sinaloense. Desde entonces quedó manifiesto que nuestro alcalde es un proyecto personal de López Obrador… y háganle como quieran o, lo que es lo mismo, váyanse acostumbrando.

De ninguna manera es poca cosa ni asunto insignificante la lucha iniciada por los artistas morenistas, sospecho no se han dado cuenta de las profundas implicaciones que tendrá el resultado final y si les resulta favorable, le habrán prestado -otra vez- un gran favor a MORENA, al municipio tengo mis dudas pero ese es otro tema.

No, no es el mismo.


Continuar leyendo

Current track
Title
Artist